Soroll

No es una despedida de soltero: militares armados pararon a tomar cerveza en Vilafranca del Penedès

Las fotografías de un grupo de hombres con uniformes militares tomando cerveza en la terraza de un bar con armas largas al lado, y la del grupo comprando dentro de un supermercado, viralizadas desde el sábado en las redes sociales, son de una unidad del Ejército de Tierra de las Fuerzas Armadas españolas que hizo una parada de descanso en Vilafranca del Penedès (Barcelona).

Las imágenes han sido compartidas y comentadas por miles de usuarios de Twitter y ha circulado una versión FALSA sobre ellas que apuntaba a que se trataba de un grupo de hombres disfrazados para jugar a Airsoft, un juego de estrategia tipo paintball basado en simulaciones militares, durante una despedida de soltero.

El jefe de prensa del Ejército de Tierra de las Fuerzas Armadas españolas, José Seguela, ha confirmado a Verificat que la institución ha abierto una investigación sobre las imágenes "para aclarar los hechos y depurar las posibles responsabilidades disciplinarias" y ha asegurado que el personal llevaba los fusiles sin munición.

Según el artículo 7.19 del Régimen Disciplinario de las Fuerzas Armadas (Ley Orgánica 8/2014), se considera una falta grave "consumir bebidas alcohólicas durante un servidio de armas o portándolas (...) o durante ejercicios u operaciones".

Las tropas hicieron noche el viernes en Sant Climent de Sescebes, en Girona, durante un viaje desde el norte de Francia. El sábado, durante el trayecto en autobús hacia Ronda, hicieron una parada en Vilafranca del Penedès entre las 11.45 y las 12.20 de la mañana, durante la cual "el personal bajó de los vehículos portando el armamento mientras el autobús repostaba", según un comunicado enviado a Verificat.

Además, el Ejército ha explicado que aunque normalmente el armamento se mantiene dentro de los autobuses durante las paradas técnicas, en esta ocasión "se ordenó desembarcar con las armas para trasladar los autobuses a otro lugar durante la parada".

Tanto las vallas separadoras del bar como el asador de al lado y el supermercado que aparecen en las fotografías coinciden con los ubicados en la ronda del Mar de Vilafranca del Penedès, tal como se puede comprobar en Google Street View.